Slider

Se busca que la persona conozca el medio acuático mediante técnicas respiratorias, control corporal y equilibrio.

Perseguimos la completa familiarización y la adaptación de la persona con el agua.

En el agua, el peso de una persona es aproximadamente el 10% de su peso normal, y el margen de movilidad es mucho mayor, sobre todo para las personas que más necesitan ponerse en forma y tienen limitada su movilidad ya que el agua soporta el peso de los miembros.

Entre algunos de los beneficios de la natación de mantenimiento encontramos que:
Reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares
Estimula la circulación sanguínea
Mejora la postura corporal, desarrolla la flexibilidad, alivia tensiones
Ayuda a prevenir la ansiedad, el estrés y la depresión
Fortalece los tejidos articulares previniendo posibles lesiones

Quienes quieran desde iniciarse hasta perfeccionar su nado, o simplemente utilizar el medio acuático para su mantenimiento físico, pueden apuntarse a uno de los dos grupos que, según el nivel, puede ser de hasta diez alumnos con un monitor, dos días a la semana y una hora por sesión en nuestra piscina.

Para entrar en un grupo, inicialmente nuestros monitores valorarán la destreza, necesidades y aptitudes del usuario, así como la disponibilidad horaria. Finalmente, entre monitor y alumno, se elegirá el grupo más adecuado.

Tienes alguna duda?